En un momento donde las marcas no han parado de revolucionar e innovar con sus lanzamientos, son muchos los modelos que han permitido que sean la referencia en la electrificación. En Jeep saben lo que se hacen desde el primer momento y no es para menos, presentando uno de los todoterrenos más sorprendentes del mercado.

Este es el caso del nuevo Jeep Grand Cherokee 4xE híbrido enchufable. La firma de lujo se propuso presentar este modelo de manera exclusiva, y ya comienzan a distribuirse en el viejo continente. Para ello, los usuarios podrán escoger entre los modelos Limited 4xe, Trailhawk 4xe, Overland 4xe y Summit Reserve 4xe. Este nuevo vehículo cuenta con una gran innovación tecnológica, con una avanzada capacidad 4×4 y electrificación. Para ello, tendremos que esperar al cuarto trimestre de 2022, cuando está previsto que este gran modelo de la marca americana llegue a todos los puntos de venta.

En este nuevo modelo, nos encontramos con la motorización más ecológica, permitiendo tener una autonomía de 51km eléctrica y hasta 700 km de manera combinada. Esto permite que sea uno de los más sostenibles, logrando una aceleración de 0 a 100 km/h en 6,3 segundos. Este vehículo ofrece niveles mejorados de confort y espacio, incluida la capacidad de acomodar un juego de palos de golf transversalmente en el compartimento de carga.

El Nuevo Jeep Grand Cherokee 4xe se equipa con un paquete de baterías de 400 voltios y 17 kWh. El paquete de baterías y los dispositivos de control se montan en los bajos del vehículo, protegidos debajo del suelo por una serie de placas protectoras. El modelo también incluye un módulo de carga dual integrado (ICDM) que combina un cargador de batería y un convertidor CC/CC en una sola unidad compacta, con un módulo inversor de potencia (PIM) de menor tamaño.

Una gran diversidad

El nuevo Jeep Grand Cherokee 4xe cuenta con tres modelos de conducción. Hibrido, que combina el par motor eléctrico y térmico, el eléctrico y el eSave. El perfil del techo rebajado mejora el rendimiento aerodinámico y la eficiencia del vehículo sin sacrificar la amplitud y la utilidad de carga, mientras que la línea de cintura más baja y las grandes lunas permiten que entre más luz en el habitáculo y aumentan la visibilidad hacia el exterior.

La franja frontal cuenta con nuevas y más estrechas salidas de ventilación, una consola central realineada para una mayor accesibilidad del conductor y pantallas digitales de 10,1 pulgadas (25,7 cm) para el cuadro de instrumentos digital y la radio con pantalla táctil, además de una exclusiva pantalla interactiva para el pasajero delantero disponible por primera vez en el segmento de 10,25 pulgadas (26 cm).