Vibrante y sorprendente, así es Singapur, el Tigre Asiático, una ciudad, isla y nación que con más de 5 millones de habitantes se ha convertido en un icono mundial. Junto con Bangkok y Hong Kong, Singapur es actualmente uno de los estandartes del Sudeste Asiático.

Un país donde se entremezclan modernidad y tradición. Un país pequeño, si lo comparamos con Malasia. Pero la lista de atractivos es tan grande, que necesitarás varios días para disfrutar de todos ellos.

• La estatua de Merlion: es un león sirena símbolo de Singapur. Está muy cerca de la desembocadura del río y al lado del parque Merlion.

• Marina Bay: un enorme bulevar que recorre el río Singapur y que es perfecto para contemplar el skyline de la ciudad. Merece la pena visitarlo de noche, cuando la iluminación le da un aspecto casi mágico.

• Singapore Flyer: ya sabes que muchas ciudades imitaron a Londres y construyeron enormes norias. Pues bien, la de Singapur es la más grande del mundo. Para que te hagas una idea, mide 165 metros de altura.

• Gardens by the Bay: aquí encontrarás unos fabulosos árboles artificiales, además de gigantescos invernaderos con flores, plantas y árboles de todo el mundo.

• Museo de Arte y Ciencia: el edificio con forma de flor de loto ya es una maravilla por fuera, pero en su interior te esperan mil y una sorpresas más que harán de tu visita a Singapur un recuerdo inolvidable.

• Además de todo ello, puedes descubrir barrios increíbles, como Kampong Glam y Little India. O puedes disfrutar de todo tipo de diversiones en la Isla Sentosa.

Como puedes ver, Singapur te ofrecen todo tipo de atractivos para disfrutar de un viaje inolvidable. ¿Te animas a hacer un recorrido por todos sus encantos? Seguro que no te arrepientes.